El ejercicio pleno de los derechos sociales se reflejará en una mejor alimentación: Meade Kuribreña

HUIXTLA, Chiapas, 18 de agosto, (MENSAJE POLÍTICO / CÍRCULO DIGITAL).- El secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade Kuribreña, hizo hoy un llamado a los beneficiarios de los diversos programas sociales a ejercer de manera plena sus derechos para lograr mayor suficiencia, variedad y mejoría en su alimentación.

En el marco de una gira de trabajo por diversos municipios de Chiapas, el titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) inauguró en la Unidad Deportiva del municipio de Huixtla, las actividades que se llevan a cabo en el marco de la Jornada Nacional de Alimentación, que dio inicio en toda la República a fines del pasado mes de julio.

Acompañado por el gobernador Manuel Velasco Coello, Meade informó que de los 122 municipios chiapanecos, 41 son considerados como prioritarios para el Programa de Inclusión Social, en los que se han llevado a cabo reuniones para promover una mejor alimentación entre las familias.

Como parte de esta estrategia, dio a conocer que se han abierto 409 comedores comunitarios en todo el estado, con los que han resultado beneficiadas más de 50 mil personas.

Cabe destacar que, a 15 días del arranque de la Jornada Nacional de Alimentación, han sido organizadas Ferias de Alimentación en 30 estados. En dichos eventos se ha contado con la participación de distintas dependencias de los tres niveles de gobierno, empresas y organizaciones civiles.

En dichas ferias se han instalados módulos de información nutricional y de acceso a los distintos programas, que permiten a las familias con mayores necesidades, ejercer los derechos sociales a los que tienen acceso.

Otro de los pilares de esta estrategia es el fortalecimiento de la red de abasto social a nivel nacional. Como resultado de este esfuerzo, Diconsa puso en marcha un almacén granelero en Hidalgo con capacidad de 15 mil toneladas, que distribuirá este producto a otros estados como San Luis Potosí y Querétaro, así como a más de 2 mil 500 tiendas de esta empresa.

Diconsa ha modernizado este año sus almacenes, así como su flota vehicular, con una inversión superior a los 450 millones de pesos y ha incrementado sus puntos de venta con 2 mil nuevas tiendas en zonas rurales de alta y muy alta marginación en todo el país.

Por su parte, Prospera ha reforzado sus apoyos alimentarios y ha promovido entre sus beneficiarios la inscripción a educación preescolar para casi medio millón de niñas y niños. Asimismo, ha certificado con primaria y secundaria a 1.5 millones de personas y afiliará a más de 10 millones de beneficiarios al Seguro Popular, a fin de que toda la población inscrita a este programa tenga cobertura universal en materia de salud.

Liconsa ha fortalecido su presencia en zonas rurales para llegar por primera vez a más de 400 municipios indígenas. En los estados de Oaxaca, Guerrero y Chiapas se ha duplicado el número de beneficiarios y ha mantenido el precio preferencial de 4.5 pesos el litro.

Asimismo, en los 151 municipios de menor desarrollo humano del país se aplicó un descuento al precio del litro de leche, para llevarlo a un peso. A nivel nacional se han abierto 147 nuevas lecherías y los productos de Liconsa cuentan con el Sello Nutrimental que otorga la Cofepris.

En materia de comedores comunitarios, se modificaron los menús a fin de que las 169 millones de raciones que se brindan anualmente cuenten con mayor variedad, calidad y suficiencia. Junto con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), se puso en marcha un proyecto para instalar huertos en los comedores que provean a estos espacios de frutas y verduras frescas, así como la organización de talleres de género y nutrición.

Con el Banco de Alimentos, la Sedesol suscribió un acuerdo que permitirá la recolección de más de 11 mil toneladas de frutas y verduras que, sin algún tipo de intervención, podrían ser desperdiciadas.

La suma de esfuerzos de todos los programas sociales con acentos alimenticios tendrán un impacto en más de 36 millones de personas a través de cerca de 100 millones de apoyos mensuales.

En Mapastepec, Meade Kuribreña, junto con el gobernador Manuel Velasco, puso en marcha el programa Piso Seguro, que impulsa el gobierno de Chiapas y al que la Secretaría de Desarrollo Social sumó más de 3 millones de pesos a través del Programa de Empleo Temporal (PET).

Mediante este fuerzo, se construirán al menos 650 pisos firmes en el municipio de Mapastepec, con el que más de 2 mil 500 personas sustituirán los pisos de tierra para mejorar de forma considerable su calidad de vida.

Piso Seguro es un programa del gobierno del estado de Chiapas con el que se construirán más de 50 mil pisos firmes en las comunidades de esta entidad que aún registran esta carencia.

Velasco Coello destacó que se trata del programa de piso firme más ambicioso en la historia reciente del estado, que cuenta con el apoyo del Gobierno de la República y de los municipios implicados en este esfuerzo.