Obesidad, principal causa de diabetes e hipertensión: IMSS Chihuahua

CHIHUAHUA, 03 de agosto, (MOMENTO INFORMATIVO / CÍRCULO DIGITAL).- La obesidad o sobrepeso, además de representar un problema inmediato, a largo plazo puede generar enfermedades como diabetes e hipertensión que deterioran la calidad de vida e incluso la ponen en riesgo, informó la delegación del IMSS en Chihuahua.

A través del área médica, la delegación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) indicó, en un comunicado, que los actuales estilos de vida propician que las personas sean más vulnerables a subir de peso y esto pone en riesgo su salud.

Destacó que las comidas rápidas y fuera de horario (generalmente grasosas), el consumo de productos chatarra, sedentarismo y la falta de ejercicio son las principales causas de la obesidad y el sobrepeso.

Esas condicionantes son causantes de la diabetes, padecimientos en las arterias coronarias, presión arterial elevada, los accidentes cerebro-vasculares, altos niveles de grasa en la sangre, síndromes metabólicos y hasta cáncer.

La enfermedad coronaria se produce debido al depósito de una sustancia serosa en las arterias que estrecha o bloquea la circulación de la sangre que llega al corazón; esta situación puede causar una angina de pecho o un ataque cardiaco.

La presión arterial es la fuerza que la sangre ejerce sobre las paredes de venas y arterias, cuando esta presión es elevada y permanece así un largo tiempo genera otros problemas al organismo.

Los depósitos de grasa en las arterias también pueden desprenderse y generar coágulos que si están cerca del cerebro existe el riesgo de que la circulación sanguínea se interrumpa, como la llegada de oxígeno al encéfalo, produciendo un accidente cerebro vascular.

En la diabetes uno y dos, el cuerpo ya es incapaz de controlar los altos niveles de azúcar en la sangre, esto genera descompensaciones metabólicas y a largo plazo acarrea otros problemas al organismo.

El exceso de peso implica para el cuerpo realizar mayores esfuerzos no sólo cardiacos y metabólicos sino motores y con ello un mayor desgaste para huesos y articulaciones.

En las rodillas, caderas y parte baja de la espalda se producen dolores constantes y en la vida futura pueden llegar a incapacitar a la persona que los sufre.

Al padecer de sobrepeso u obesidad también incrementa el factor de riesgo de sufrir cáncer de mama, colon, endometrio y vesícula biliar.

Por lo anterior, el IMSS exhorta al derechohabiente a llevar una vida saludable, adoptar una alimentación sana que garantice el aporte de nutrientes, vitaminas y minerales, así como fibras que faciliten la digestión.

También realizar sus comidas en horarios establecidos y hacerlo de manera relajada; evitar el sedentarismo, hacer ejercicio o activarse físicamente por lo menos 30 minutos al día.

En ocasiones una caminata de media hora en el parque cada día, mientras pasea al perro es suficiente para quienes no pueden realizar ejercicios más demandantes.

Recomendó acudir con su médico o a los módulos PrevenIMSS en las Unidades de Medicina Familiar (UMF), para que ahí les realicen una valoración de peso y talla, de ser necesario recibirá algunas recomendaciones para evitar futuras enfermedades.