Microbuses ya no circularán alrededor del Zócalo: Mancera

CIUDAD DE MÉXICO, 22 de julio, (PROCESO / CÍRCULO DIGITAL).- La desaparición de los microbuses del Zócalo de la Ciudad de México ya tiene fecha: la primera quincena de agosto este tipo de transporte público concesionado dejará de circular alrededor de la Plaza de la Constitución y será sustituido por un nuevo sistema de movilidad.

Aunque ya lo había mencionado días antes, este jueves el jefe de gobierno Miguel Ángel Mancera aseguró que durante los primeros días del próximo mes, esas unidades –la mayoría en pésimas condiciones mecánicas, de carrocería y de servicio–, dejarán de operar en ese corredor.

“La salida de la plancha, toda la circulación de la plancha, es inminente. Yo diría que la primera quincena de agosto estamos ya con esto operando”, aseguró el mandatario capitalino, aunque no dio más detalles del proyecto.

El pasado 1 de julio, durante la Presentación de Proyectos para Revitalizar el Centro Histórico de la Ciudad de México, Mancera Espinosa giró instrucciones al secretario de Movilidad Héctor Serrano para retirar de la circulación del circuito de la Plaza de la Constitución a los microbuses y reordenar el transporte colectivo en el Zócalo y sus alrededores.

Durante el anuncio explicó que la idea es buscar una conexión del oriente y poniente de la zona para facilitar el desplazamiento y optimizar el uso de transportes alternativos como las bicicletas y otro nuevo sistema de vehículos, aunque tampoco dijo cuál.

Detalló: “Los microbuses o el transporte colectivo estarán en la zona de Bolívar más o menos donde se requiere esta conexión, pero vamos a buscar innovar esta conexión muy importante, que es de Pino Suárez hacia el Centro Histórico”.

En los últimos días, el Zócalo capitalino ha sido tema de polémica para Miguel Ángel Mancera debido a la prohibición impuesta –y materializada en vallas granaderos– para que marchas de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), de los familiares de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa y del partido Morena terminen con su mitin en la Plaza de la Constitución.

Según su argumento, el espacio no se podía utilizar debido a que ha estado ocupado con diferentes actividades artísticas, tecnológicas y hasta otras organizadas “al vapor” por su propia administración.

Proceso.