Propone Romo crear área para prevenir trabajo infantil en la CDMX

CIUDAD DE MÉXICO, 28 de junio, (POLITIQUERIAS / CÍRCULO DIGITAL).- El diputado Víctor Hugo Romo promoverá ante la Diputación Permanente un exhorto a los jefes delegaciones para que implementen un área especializada que prevenga la explotación laboral infantil en la Ciudad de México.

 También se solicitará a los titulares de las secretarías de Trabajo y Fomento al Empleo, de Educación, de Gobierno y de Salud, que establezcan una mesa de trabajo para articular esfuerzos coordinados para la erradicación de las peores formas de trabajo infantil.
Romo Guerra precisó que, además de erradicar el trabajo infantil en sus peores formas, el propósito es “promover una conciencia social sobre las consecuencias negativas causadas a los menores de edad que son utilizados en algunas de estas actividades y que en muchos casos constituyen actos delictivos graves”.
El legislador, quien expondrá el tema en un punto de acuerdo en la próxima sesión de la Comisión Permanente de la ALDF, recordó según datos de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social en la capital 85 mil niñas y niños realizan alguna actividad laboral, de los cuales el  5 por ciento de los menores que tiene entre 5 y 17 años de edad.
Mientras que cerca de 38 mil infantes que trabajan no asisten a la escuela y 42 mil, casi la mitad del total, labora sin percibir ningún tipo de retribución. Además de que alrededor de 32 mil niños trabaja más de 35 horas a la semana.
Destacó que las delegacionales son el nivel de gobierno más cercano a la gente, por lo que su participación es fundamental para generar políticas de vanguardia para la ciudad.
Señaló que por ello,  es fundamental la creación de un espacio de alto nivel para la prevención del trabajo infantil en la ciudad. “La prevención del trabajo infantil debe atenderse de manera coordinada y conjunta interinstitucionalmente”, expresó.
Finalmente, el diputado perredista dijo que el pasado  12 de junio se conmemoró el Día Mundial contra el Trabajo Infantil y es un marco ideal para alentar un “nuevo empuje” y se alcance la meta de la eliminación de las peores formas de trabajo infantil para 2016, que fue pactado por México en la Iniciativa Regional Latinoamericana contra el Trabajo Infantil.