Escuchar necesidades de la población en vivienda, pide Infonavit

CIUDAD DE MÉXICO, 16 de junio, (ESFERA EMPRESARIAL / CÍRCULO DIGITAL).- El director general del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit), David Penchyna Grub, pidió escuchar las necesidades de los derechohabientes y cambiar las estrategias en la materia, para consolidar mejores oportunidades de vida de la población.

Ante los desarrolladores de vivienda, el funcionario recordó que alrededor de 45 por ciento de los derechohabientes está inconforme con su vivienda.

Durante su participación en la Reunión Plenaria de la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda (Canadevi) del Valle de México, añadió que 81 por ciento de los derechohabientes no dispone de servicios de limpia y 92 por ciento carece de comercios cercanos.

En ese sentido, señaló que la formación de un patrimonio para los trabajadores no se ha cubierto del todo, por lo que se deben escuchar las necesidades de los derechohabientes.

«Se trata de un tema que si no lo abordamos desde la demanda podemos perder una oportunidad de oro e histórica, en un asunto en el que no se ha tenido la mejor de las estrategias y en el que parece que no nos ponemos de acuerdo para vivir mejor», dijo.

Y es que de acuerdo con el presidente de la Canadevi delegación Valle de México, Isaac Memum Elias, en la Ciudad de México existe un rezago habitacional de 262 mil viviendas y un problema de migración que daña al tejido social.

Argumentó que la falta de vivienda significa la migración de 100 mil habitantes, unos 30 mil hogares por año, hacia la periferia, pero que acceden al trabajo y a los servicios básicos de la capital, es decir, se les considera poblacIón flotante.

Por su parte, la representante de Instituciones Financieras del organismo privado, Lydia Álvarez Marina, dijo que ante ello se debe impulsar el desarrollo de viviendas de interés social en las zonas metropolitanas, así como soluciones para la clase media.

Lo anterior, argumentó, ya que el Instituto cuenta con un millón 150 mil trabajadores tan solo en la Ciudad de México con posibilidad de acceso al crédito, pero que no lo pueden ejercer porque el monto es bajo en comparación con el costo de la vivienda.

En ese sentido, la representante de la Canadevi explicó que 54.4 por ciento de los capitalinos gana más de 11 mil pesos, pero no encuentran apoyos por parte del Instituto, puesto que en la actualidad se enfocan hacia las personas con ingresos menores a los cinco salarios mínimos.

Al respecto, David Penchyna señaló que ambos organismos deben generar una agenda metropolitana para sumar sus fuerzas e ir hacia el camino correcto, pero este enfoque debe de centrarse en los beneficiarios.

«Todos nos dimos un balazo en el pie cuando esta institución trabajo para la oferta, para ustedes, porque perdió el rumbo y acabó por hacerles daño. Celebrábamos los récords de construcción de vivienda y el ritmo acelerado de la industria»

Pero ello, añadió el funcionario federal, solo dejó alrededor de 257 mil casas abandonadas, un problema compartido y una realidad que se tiene que cambiar para cumplir con uno de los objetivos del Instituto, como es el derecho a la vivienda.

«Si la agenda se trabaja desde el ángulo empresarial, el sector no va a poder avanzar; tenemos que empezar a mirar a la gente, ese fue el gran error estructural que tuvo el Instituto, pero si se trabaja para la demanda, estoy seguro que nos va a ir muy bien», apuntó.