ONU ubica a Coalición saudita en Yemen como asesina de niños

NACIONES UNIDAS, 3 de junio, (MOMENTO INFORMATIVO / CÍRCULO DIGITAL).- La coalición liderada por Arabia Saudita en Yemen, que cuenta con el respaldo militar de Estados Unidos y Reino Unido, fue incluida en una lista de la ONU de las partes en conflictos que causan la muerte y la mutilación de niños.

En su informe anual sobre niños en conflictos armados, difundido este jueves, el secretario general de Naciones Unidas incluyó en su lista sobre Yemen a cinco partes en conflicto en ese país: terroristas de Al-Qaeda, rebeldes houthíes, coalición saudita, fuerza gubernamentales y milicias a favor del gobierno.

La lista se refiere a las partes que reclutan o utilizan niños, causan su muerte o mutilación, cometen actos de violencia sexual contra menores o los secuestran, y llevan a cabo ataques contra escuelas u hospitales.

La ONU indicó que verificó que se había quintuplicado el número de niños reclutados en 2015 en Yemen, en comparación con el año anterior, además de que se había sextuplicado el número de niños muertos y mutilados en el mismo período. Estas tendencias, asimismo, continúan en 2016.

En 2015 se reportaron 785 niños muertos y mil 168 mutilados, o seis veces más que el año anterior, de los que el 60 por ciento se atribuyeron a la coalición encabezada por Arabia Saudita y el 20 por ciento a rebeldes houthíes. De 324 casos no se pudo determinar a la parte responsable.

El documento precisó que el 60 por ciento de los niños murieron o sufrieron lesiones por ataques aéreos, y que “a principios de 2016 se siguieron documentando numerosas víctimas civiles, incluidos niños”, por estos motivos.

Asimismo, la ONU verificó 101 incidentes de ataques contra escuelas y hospitales en 2015 en Yemen, el doble de 2014, de los que el 40 por ciento fueron atribuidos a la coalición, el 29 por ciento a los houthíes y el resto a autores no identificados.

Formada en 2015 a fin de apoyar al gobierno del presidente yemení Rabbuh Mansur Hadi de la ofensiva de rebeldes houthíes, la coalición liderada por Arabia Saudita está conformada por los Emiratos Árabes Unidos, Bahrain, Kuwait, Catar, Egipto, Jordania, Marruecos, Senegal y Sudán.

Asimismo, la coalición recibe armas e información de inteligencia de Reino Unidos y Estados Unidos, y armamento de Canadá. Organismos de derechos humanos han señalado que Estados Unidos provee a la coalición incluso de armas prohibidas por tratados internacionales, como municiones de racimo.

Otras partes en conflicto incluidas en la lista del informe de la ONU operan en Afganistán, la República Centroafricana, la República Democrática del Congo, Irak, Mali, Myanmar, Somalia, Sudán del Sur, Sudán, Siria, Colombia, Nigeria y Filipinas.

Leila Zerrougui, representante especial de la ONU para el tema de niños y conflictos armados, expresó que la situación en Yemen era “especialmente preocupante”, lo mismo que las violaciones cometidas por el grupo terrorista Estado Islámico.

“En varias situaciones de conflicto, operaciones aéreas contribuyeron a crear ambientes complejos en que un gran número de niños fueron asesinados o mutilados. Grupos armados aliados con el Estado y milicias también han sido usadas de modo creciente para apoyar fuerzas del gobierno”, dijo Zerrougui.